Matanza de los Inocentes

Ca. 1600
La presencia de la Luna en el cielo nocturno, es a menudo interpretada como un signo de lectura ambigua. En ocasiones, su luz es la única guía en mitad de la noche ahuyentando el terror innato a la oscuridad. En otras,  su pálida presencia se interpreta como un signo funesto que anticipa la muerte.
En esta Matanza de los Inocentes la Luna creciente aparece como un testigo de excepción de los crímenes y cruentos acontecimientos que acaecen en la noche, iluminando la escena con una claridad que aumenta el dramatismo.

 

CAREL VAN MALLERY (1571-1635?) (grabado)

PHILLIPE GALLE (1537-1612) (editor)

Amberes, ca. 1600

Cortado cerca de la imagen. Papel verjurado encolado.

Dimensiones: 170 x 116 mm
Precio: 250€